El Líder del Senado De León Emite un Reto a los Demócratas del Senado y el Congreso de los Estados Unidos

Monday, December 04, 2017

SACRAMENTO – El Presidente Pro Tempore del Senado de California, Kevin de León, (D-Los Ángeles), líder del Senado Estatal de California, autor del Acta de Valores de California (SB 54), y defensor durante mucho tiempo de los derechos de los inmigrantes, dio a conocer la siguiente declaración hoy día:

"Si bien se ha convertido en la nueva norma para los Republicanos en el Congreso amenazar regularmente con cerrar el gobierno federal para avanzar su cínica agenda para herir a la clase media, algunos demócratas parecen no estar dispuestos a dar su ultimátum para proteger las vidas y los medios de subsistencia de millones de familias y niños actualmente colgando en la balanza.

"Después de prometer una reforma migratoria integral que nunca se materializó cuando los demócratas controlaron el Congreso, los demócratas en Washington DC no pueden fallarnos de nuevo. Ya basta.

 "Hago un llamado a los Demócratas en el Senado y la Cámara de Representantes, especialmente los demócratas de California, para que se mantengan firmes y se nieguen a votar sobre resoluciones continuas o un plan de asignaciones a corto plazo que no incluya protecciones permanentes como las prometidas por DACA para 800,000 soñadores o la reautorización de cuidado de salud como se prometió bajo CHIP para nueve millones de niños estadounidenses.

"Además, cualquier acuerdo no debe desperdiciar ni un centavo en el muro fronterizo completamente irracional del presidente Donald Trump.

"Los Republicanos de Trump han demostrado en repetidas ocasiones que son totalmente incapaces de razonar, empatizar o negociar de buena fe. Ha llegado el momento de que los demócratas marquen su raya en la arena, y que no continúen metiendo su cabeza en ella."

 

Antecedentes sobre el Programa Estatal de Seguro de Salud Infantil:

El estancamiento actual en el Congreso ha puesto en peligro un programa que brinda cobertura de salud para niños. Este programa, conocido como el Programa de Seguro de Salud para Niños o CHIP es una asociación federal y estatal que proporciona a los estados fondos para seguro de salud a bajo costo o sin costo para niños de familias de ingresos bajos y moderados.

En California, el programa cubre a casi 1.3 millones de niños menores de 19 años para que puedan hacerse examenses de rutina, vacunas, cobertura hospitalaria, servicios de salud mental y cuidado dental para mantenerlos sanos. Los estados tienen la opción de establecer un programa de seguro de salud por separado o expandir su programa de Medicaid. California originalmente estableció un programa de seguro de salud por separado, pero en 2012, California optó por hacer la transición de la mayoría de los niños al programa Medi-Cal. Estos niños constituyen el 25% de los niños inscritos en Medi-Cal y continúan recibiendo beneficios completos médicos, dentales y de salud mental. El programa fue promulgado para cubrir a niños y mujeres embarazadas en familias con ingresos demasiado altos para calificar para el programa de Medicaid y hasta un 266% del nivel federal de pobreza en algunos casos.

La autorización federal para CHIP expiró el 30 de septiembre. Los estados con un programa separado de CHIP se quedarán sin fondos y se verán obligados a dejar fuera a niños y mujeres embarazadas del programa. Los estados, como California, que han hecho que su programa CHIP sea parte de su programa de Medicaid no tendrán que eliminar la cobertura. En cambio, causará un gran agujero presupuestario. Esto es el resultado del financiamiento mejorado que es parte del programa CHIP. Así es como funciona--El Medicaid tradicional (Medi-Cal en California) se combina con un 50% de fondos estatales y un 50% de fondos federales. Al programa CHIP original se le proporcionó un 65% de correspondencia federal con los estados que debían pagar el 35%. La Ley de Protección al Paciente y Cuidado de Salud  de Bajo Costo de 2010 (ACA) aumentó la tasa en 23 puntos porcentuales, elevando la tasa de California del 65% al ​​88%. Si CHIP no se vuelve a autorizar, los niños y las mujeres embarazadas permanecerán en Medi-Cal a una tasa de 50/50.

La ACA requiere que California mantenga la cobertura para estos niños (llamada Mantenimiento de Esfuerzo o MOE) hasta por lo menos hasta el 2019. El efecto es que el costo de esta cobertura estaría sujeto al estándar de Porcentaje de Asistencia Médica Federal de Medicaid (FMAP) de 50 % en lugar del 88% actual para CHIP.

Por lo tanto, el costo de CA pasaría de aproximadamente $ 364 millones en el 88% CHIP FMAP a aproximadamente $ 1.500 mil millones, ($1.5billion) un aumento de más de un $ 1 mil millones ($1 billion) en los costos estatales en una base anual.

 

Antecedentes sobre la Acción Diferida para Los Llegados en la Infancia:

 

Establecida en 2012, la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA) permitió a ciertas personas que ingresaron al país o permanecieron en el país sin autorización solicitar la acción diferida de la deportación y la autorización de trabajo. Para ser elegible, los solicitantes tenían que presentar una verificación de antecedentes y pagar una cuota de solicitud de

$ 495. Bajo DACA, casi 800,000 jóvenes que llegaron a los Estados Unidos cuando eran niños pueden vivir, trabajar y estudiar sin temor a la deportación. Pero la finalización del programa por parte de la Administración Trump ha puesto en peligro a estos jóvenes y ningún estado tiene más que perder que California, donde reside más de una cuarta parte de los beneficiarios de DACA.

Cada día, aproximadamente 122 personas pierden su protección DACA porque el Congreso ha fallado a no actuar sobre la Ley DREAM Act.

El Acta DREAM Act no alterada proporciona un camino directo a la ciudadanía estadounidense para quienes ya sean ciertas personas indocumentadas, incluidas aquellas con DACA o con estatus temporal de protección, y que se gradúan de las escuelas secundarias de EE. UU. y que asisten a un colegio de educación superior, ingresan a la fuerza de trabajo o se alistan en el ejército. La Ley Dream Act del 2017 haría lo siguiente:

 

  • Ofrece estatus condicional de residente permanente para los beneficiarios actuales de DACA y permite que otras personas indocumentadas soliciten el mismo estatus.

           

  • Permite que los residentes permanentes condicionales obtengan el estatus de residente permanente legal (LPR), y eventualmente la ciudadanía, si van a la universidad, han trabajado durante cierto tiempo o han prestado servido en el ejército de los EE. UU.

 

  • Hace que los jóvenes indocumentados sean elegibles para la matrícula estatal y la ayuda financiera provista por los estados e instituciones.

 

###